Farid al Din Attar, Nishapur, Irán (S.XII)


 

“Quédate ante la puerta si quieres que te la abran. No dejes el camino si quieres que te guíen. Nada está nunca cerrado sino a tus propios ojos.”

“Estoy más allá del bien y del mal, más allá de la incredulidad y la religión, más allá de la teoría y la práctica, porque más allá de todas estas cosas, hay todavía muchas etapas.”

“El valle del amor… para entrar en este valle hay que sumergirse totalmente en el fuego, o mejor dicho, hay que ser fuego, porque de lo contrario no se podría vivir allí. El que ama de verdad tiene que ser como el fuego, su rostro inflamado, ardiente e impetuoso como el fuego. Para amar no hay que tener segundas intenciones, hay que estar dispuesto a echar al fuego cien mundos.”

“La interminable escalera de la creación serpentea a través del infinito yo y nosotros, y por eso es tan fácil caerse de sus escalones.”

Es uno filósofo guardando silencio

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s