Urgencias


Durante el tiempo que pasé ingresada en Urgencias mi visión del constructo hospital se alteró considerablemente. Fui consciente del nivel de exigencia profesional y de lo competente y preparada que estaba aquella gente, coordinándose como un organismo que trabajaba al unísono. Pero pasé la mayor parte del tiempo entregada a mis sueños alucinatorios, porque el tejo todavía seguía operando en mi psique de una forma muy potente.

Anuncios

Es uno filósofo guardando silencio

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s