AURITZ / BURGUETE: el desayuno, 28 de abril, 2009


Dentro de algunas horas recibirás un regalo mío. Es un bello libro de emblemas con el que di una mañana de noviembre. Fue creado por Michael Maier, un médico alemán y también un alquimista.
.
.
.
.
En 1617 se editó ‘Atalanta Fugiens’. Me pareció perfecto para ti porque incluye las partituras de 50 fugas entre sus páginas herméticas. La fuga de Atalanta, la mujer más veloz… Quiere ser un avatar de mi viaje.
.
Voy atravesando una zona boscosa. Pero tan pendiente del suelo, del barro del suelo, que no distingo si además de robles veo arces o acebos o hayas. Una pareja me ha dado alcance y me he unido a ellos. Son cuñados. Me cuentan que han estado entrenando mucho. Quince kilómetros todos los días y van como motos. Compruebo que el ritmo que ellos llevan es muy acelerado para mí y que así, de buenas a primeras, no es mi ritmo. No tuve tiempo de entrenar, lo de Alma y el hospital me rompió el calendario deportivo. Sólo que con la sensación de que no me quería quedar sola en ese momento sigo con ellos, y como voy hablando con Miguel e Isabel, no me doy cuenta ni cuando dejamos atrás el arbolado, ni si giramos a la derecha o a la izquierda y ni si había naves o no. Hasta dar de frente con Burguete, que la mala memoria confunde con Viscarret. Y vemos una primera cafetería, que es la más frecuentada, me imagino, porque es la primera, y un peregrino, ya lo descubres, cuando llega a un sitio, donde primero se mete es en lo primero que ve. Donde pueda descansar y satisfacer cualquier necesidad. Están allí las mochilas y pasamos de largo por la calle.

.
iGLESIA DE BURGUETE

.

Pero yo soy prudente, quiero serlo y ya veo que donde la iglesia… Donde la iglesia, pizarra negra, piedra de sillería, ahí tengo una sensación mágica, un primer contento interior, un comenzar a sentirme en la realidad del viaje. La iglesia de Burguete me parece una belleza. Lamento no poder entrar pero empujo la puerta y entro… Es sólo un minuto. Hay una mujer, es morena, arregla unas flores y me sonríe. También es la primera en desearme ¡Buen Camino! y eso consigue que las buenas vibraciones comiencen a fluir… Salgo al exterior y me detengo otro corto instante ante la portada renancentista de esta ‘San Nicolas de Bari’, que es obra de Juan de Miura, y ellos me esperan. El cielo está oscuro y juntos damos algunos pasos.
.
Bar El Frontón de Burguete
.
.
Entonces un bar, nos metemos ellos y yo con la mochila. Isabel me habla de que tengo que colocar las cuerdas mejor y están en la barra tomándose un café, él con magdalenas. Yo disfruto de un estupendo bizcocho de chocolate con nueces mientras escribo estas líneas, sentada en esta mesa. Me gusta estar aquí. La dueña o camarera, que es argentina,  me pone el libro de peregrinos del bar ‘El Frontón’ en las manos, para que le escriba algo… soy amable con ella y ella es amable conmigo, los baños están fuera. Esta gente se marcha. Yo digo que no, que me voy a quedar otro rato más. No compromisos, no compromisos, es la expresión que el Camino toma en mí. No por compromiso, te lo repito mentalmente. No por compromiso, no me contestes por compromiso…
.
Se van ellos y ha entrado Diego, y Diego se quita el sombrero… Cruzo unas palabras con él. Me tomo otro café. Diego, me pregunta que de dónde soy y cómo me llamo. Es positivo, lleva bigote, también barba, es fornido, es agradable. Está sentado en la mesa de en frente.
.

Voy al baño, vengo, ya cierro el cuaderno, ya pago tres euros en la barra, ya me pongo la mochila, ya le digo al peregrino, que primero ha viajado en tren desde Granada y luego en autoestop desde Pamplona: <<bueno, nos vemos…>>. Sonrío y salgo, y en seguida, otra vez, el temor a perderme.

.
.

cALLE DE bURGUETE
.

El día está oscuro, la calle de Auritz/ Burguete que dejo atrás es fría y húmeda. Hay que caminar muy pegado a ella. Llega una sonrisa, es tuya. Pero me parece tan poca cosa…

[aquí falta un fragmento que se encuentra en el cuaderno original]

.

.

Emilia González Sevilla explica que Auritz significa <<lugar dorado>> o <<Balbuceo>>. Las casas son muy lindas, ya tenía ganas de estar aquí. Lugar de paso, desde hace 30.000 años, de tantas gentes… Voy demasiado rápido. Más suavidad.
.
.
.
Mi último trabajo de aprendizaje que puedes visualizar íntegro:
.




.
.
.
Twitter de María Camín
[los anuncios que se vean a partir de estas líneas serán una penalización que me impone el sistema por no pagar para que se me retiren]

Anuncios

Es uno filósofo guardando silencio

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s