– El Arcano Veinte – XX – Variación de la Tradición Visconti-Sforza – La espiritualidad de Hanna Arendt –


*Simbología tradicional del Arcano

.

[La filosofía almenana, dice Nietzsche] es el género más profundo de melancolía que se haya concebido: el anhelo [profundo] hacia lo mejor de otro tiempo [otra causa, otra consecuencia]. Ningún lugar ya es nuestra patria; se ansía por fin volver atrás para encontrar un hogar […]: ¡y estamos en el mundo griego! Pero precisamente allí están todos los puentes rotos, si se exceptúa el arco iris de los conceptos […] ¡Hay que ser muy fino, muy ligero, muy sutil, en efecto, para poder caminar estos puentes. Pero ¡qué felicidad es ya este deseo de espiritualidad, casi de espectralidad! [Geistherhalf-tigkeit]! Se requiere volver atrás, por los Padres de la Iglesia a los griegos […] La filosofía alemana es un fragmento… el renacimiento o la voluntad de renacimiento, voluntad de seguir en el descubrimiento de la Antigüedad, en las excavaciones de la antigua filosofía, ante todo de la filosofía presocrática -¡el más soterrado de los templos griegos!- Probablemente, algunos siglos más tarde, se juzgará que toda filosofía alemana fundamente su dignidad en una gradual conquista del antiguo terreno […] nos hacemos más griegos cada día, últimamente en los conceptos y valoraciones, como fantasmas helenizantes […]

Nietzsche, F., La vountad de poder, nº419

.

.

Yo no sé tú pero  yo en la crisis viví un juicio final. Cuando comenzó el temblor me asusté mucho, me acuerdo que la primera vez, dos meses después de ese poema, comencé a llenarme de bultos debajo de las axilas, hasta que ya ni podía cerrar los brazos, creí que me estaba muriendo. Una mutación era, claro. Y todos los errores de mi vida se me vinieron encima, pero sólo así pude discernir de qué era culpable yo, y qué había sido y era lo inaceptable. En el sofá del salón, no podía levantarme de él, todo temblaba todo, jamás había llegado a conectar con mi vulnerabilidad. Este tipo, que es el casero, ahora, me decía: Tranquila, qué problema tienes, pues no te muevas de ahí. Se sufre un infierno mientras le estás dando vueltas a las cosas.  Y quien hizo qué y por qué tuvo que ser así… y al final descubres que fue todo una connivencia. Y también sabes que eso es lo que nos hacen (a ellos también se lo hicieron) a la mayoría. Y que la estima que te construyes siempre es falsa, porque no has ahondado lo bastante en los pilares de tu existencia para derruir los cimientos y comenzar de nuevo. Y esa tarea se te hace abrumadora (fíjate, me da congoja hasta acordarme). Y a mí me gustaría, Carmelo, eso que digo en ‘Vacas’, que no digo yo, que dice María Zambrano, que se trata de decir para que algo cambie, y es algo que nos atañe a todos. A la Sociedad (no española, ya sería una ganga que fuera sólo la española). Y ahora me voy a preparar algo de cenar, porque mi mente necesita carbohidratos para poder regir. Un beso, volveré a contarte lo que me ha sucedido mientras escribía ‘Vacas’ pero ya lo haré público.

.

.

Visualizar mi grado sabiano

.

.

Si quieres conocer la idea de confección de esta burbuja, a través de un tema de ‘Los Secretos’.

.

.

Si quieres jugar mi juego… esto te ayudará… esencialmente como a mí me instruyó…

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Bibliografía.
    La vida del espíritu. Hannah Arendt, pp. 389-390
    http://www.paidos.com

Es uno filósofo guardando silencio

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s